Translate

lunes, 15 de diciembre de 2014

Factores que convierten el juego en agresión en parques de perros

Cada vez hay más parques para perros. Eso está bien. Los perros necesitan lugares dentro de la ciudad donde puedan estar sin correa con otros perros y personas. La teoría dice que son buenas zonas para la socialización del perro. Aunque en la práctica no es tan sencillo. Tú, como propietario de uno o varios perros, seguro que habrás vivido alguna pelea entre perros y que, en ocasiones, habrás sentido que es mejor marcharte con tu perro o perros a otro lugar que permanecer allí. El juego entre perros puede llevar a que ocurran estas peleas pero ¿qué las desencadenan? ¿cómo evitarlas? ¿qué factores intervienen?



Un equipo de investigación de la Universidad de Florida se hizo estas mismas preguntas y realizaron un estudio grabando los juegos de los perros en parques caninos. Es importante resaltar que las interacciones entre perros dependen mucho del contexto, por lo que las conclusiones a las que llegaron no hay que tomarlas al 100%.


¿Qué factores observaron?


1. El tamaño del parque es muy importante. Grandes parques para perros tenían menos casos de agresión que los pequeños. El área del recinto afecta a cómo interactúan unos perros con otros. La interacción continua entre los perros sin poder distanciarse entre ellos para regular sus estados emocionales hace que el estrés aumente de forma progresiva y se incremente la probabilidad de episodios agresivos. (En España, los responsables de la planificación y puesta en marcha de estos parques no están teniendo en cuenta este pequeño gran detalle, ¿será porque son personas no entendidas en perros y no se asesoran con profesionales caninos? ¡En fín!).


2. El juego con alto contacto físico lo practicaban perros bastante familiarizados con los demás.


3. Existen precursores o indicios comunes que se pueden observar antes de las agresiones: vocalizaciones (ladridos, gruñidos...) y el erizamiento de los pelos cerca de la cola del perro. Además, observaron que más de la mitad de los perros que escondieron sus colas entre las patas en algún momento (miedo/inseguridad) llegaron a ser agresivos.


4. Los propietarios no intervinieron lo suficiente. Solo en el 5% de los juegos los dueños tuvieron una participación activa. Esto es muy revelador: hay muchas más probabilidades que dos perros que estén jugando se peleen si no está presente en ese juego una persona. Por lo tanto, debe haber una supervisión activa del juego del perro con otros perros y no dejarles sin ningún control. Cosa que muchos dueños hacen y es un error muy común, ¡no lo cometas tú! => 5 formas de preservar la seguridad de tu perro en un parque para perros


Los parques para perros ni son para todos los perros ni para todas las personas. Antes de entrar a un recinto como éste, tú, como dueño responsable de tu perro y que quieres preservar su seguridad, debes practicar y tener un mínimo de control del perro para poder salir de situaciones comprometidas o incómodas. Está muy bien que cada vez haya más parques, pero ello obliga a que los propietarios sean más conscientes de su responsabilidad y que tengan que invertir tiempo en la educación de sus perros. No solo dedicarse a sacar al perro a la calle porque lo necesita.


La socialización de un perro no consiste en soltarle para que corra sin control con otros perros en un clima de desmedida excitación. Si tienes un cachorro que quieres socializar, en mi opinión, los parques caninos no son la mejor opción. Lo mejor es que vea y esté con otros perros en zonas más tranquilas donde también puedan jugar y aprenda a estar rodeado de perros de forma más calmada


¿Cuál es tu opinión sobre los parques caninos? ¿Crees que las peleas entre perros mientras juegan se podrían reducir o prevenir mejor?


 


APUNTATE Y RECIBE LAS NOVEDADES EN TU CORREO, ¡ASI DE FACIL!


Enter your email address:


Delivered by FeedBurner

10 comentarios:

  1. Yo solo los piso cuando están vacíos XP con eso te digo todo. Los humanos van a socializar más que sus perros la gran mayoría de las veces y no controlan a sus canes de la forma más adecuada. Eso mezclado a que mi perro quiere siempre dominar el cotarro..no suele ser un sitio al que vayamos ;). Buen artículo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Fayna. Está claro que se debe conocer bien a nuestros perros y prevenir cualquier mala experiencia. Aquí en Bilbao no hay parques cerrados, dentro de los parques existen zonas donde los perros pueden estar sueltos. Yo soy más de pasar y de quedarme poco, siempre en movimiento. Biotz se huele, se relaciona y si se tercia, juega pero siempre paseando, y si me paro es para jugar yo con él. Saludos.

      Eliminar
    2. Comparto tu impresión Ricardo......yo hago exactamente lo mismo k tú.

      Eliminar
  2. Hola! me ha parecido interesante el artículo y me gustaría comentarte mi caso a ver que solución pondrías:
    Mi perra acaba de cumplir un año, hasta ahora ha sido muy juguetona (demasiado) y nunca ha tenido problemas con ningún perro (la han mordido más de una vez y siempre ha huido) el caso es que desde que pasó el primer celo y coincidiendo con cumplir el año se ha tranquilizado de una forma increíble, antes era hiperactiva, tenía problemas de stres (se hacía pis en casa en cualquier momento y siempre andaba nerviosa) y ahora se pasa el día tan tranquila en su camita, cuando ve un perro por la calle muestra automaticamente conducta sumisa (se tumba patitas arriba) y ya no se pone pesada a querer jugar con todo el que se encuentra, pero en el parque si hay algún objeto de por medio (pelotas, palos que considere suyos etc) se vuelve loca, nunca había mostrado una conducta agresiva hasta ahora y estoy bastante desconcertada, si no hay objetos de por medio juega bien (aunque la verdad ni la mitad que antes, enseguida se va a su bola) yo cuando ha sucedido la he regañado,atado y dejado sentada hasta que se calmase, dandole el objeto al otro perro y premiandola si no se alteraba pero no se que más puedo hacer para que no siga mostrando esta conducta.
    Un saludo y gracias!

    ResponderEliminar
  3. Buenas Ricardo, te doy mi opinión como profesional: Añadiría un punto que sería: EL DESCONOCIMIENTO DE LOS PROPIETARIOS SOBRE EL PERRO QUE TIENEN. Me epxlico, muchos de ellos no saben las características genéticas y de carácter de su perro y se limitan a lo típico: "es macho? está castrado? es bueno?". Aparte de las señales claras que explicas en el punto 3 deberían sabe el perro que tienen y no todos los perros "quieren" "apetecen" "deben" ir a parque para perros.
    Espero que os sirva de algo.
    Gracias por tu blog Ricardo.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Rubén por tu aportación. Tienes mucha razón!

      Eliminar
  4. La verdad, no voy a parques para perros. Pasamos la mayoría del tiempo en el bosque. Allí no solo se relaciona en un entorno natural con otros perros (si nos encontramos alguno) sino que además descarga toda la energía que tiene jugando conmigo o persiguiendo a alguna liebre o pato. Me parece mucho más productivo que estar "encerrado" en un parque que muchas veces está tan lleno que no hay manera de controlar la situación.

    ResponderEliminar
  5. En mi pueblo el ayuntamiento ahora se ha puesto serio con el tema de llevar a los perros sueltos y están acondicionando parques para perros; y sí, creo que no han buscado asesoría y que más que pensando en el bienestar de los perros están pensando en contentar a los dueños de perros. Mi perro ya tiene 11 años y un ritmo más lento y tranquilo pero considero que son bastante pequeñas en su mayoría para la densidad de perros censados que hay y algunas en unas condiciones no muy apropiadas para que los perros corran y jueguen.
    Por otra parte, ya que cada vez existen más de estas zonas en las ciudades y pueblos grandes deberían acotar un horario para que puedan soltar a los perros denominados de raza peligrosa. Propuesta que le voy a hacer a mi ayuntamiento aunque sospecho que va a caer en saco roto.

    ResponderEliminar
  6. Mi opinion es que no se utilizan como parques para perros sino como parques para despreocuparse de los perros. A mi me gusta recorrer todos los que tengo cerca de casa, con el perro suelto para que socialice a su gusto y con quien el quiera pero a una distancia prudente para que no se sienta obligado.
    La verdad es que la forma que tienen la mayoría de perros de acercarse poco tienen que ver con el juego o yo estoy muy confundido, por suerte el mio es mas de evitar esos acercamientos.
    El problema que veo es que normalmente los perros son los mismos todos los dias, no van cambiando de zonas, creándose manadas totalmente jerarquizadas, cuando llega el tuyo, que es el nuevo, es cuando hay problemas...

    Un saludo, me gustan mucho tus consejos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Otra cuestión debida a eso es que la gente se piensa que para socializarlos sirve con tenerlos en el parque a diario con esos mismos 5 perros. Cosa que ademas de no ser cierta para mi es contraproducente.

      Eliminar